La alimentación de las aves

Las aves tienen las mandíbulas o pico cubierto con una vaina córnea, con él toman el alimento. Su comida puede estar formada de:

Semillas:
Las aves semillívoras, también denominadas granívoras, consumen semillas de pastos y de otras hierbas como arroz y maíz. Usualmente complementan su dieta con frutos e insectos. En general, los picos de los semillívoros tienden a ser relativamente cortos y fuertes, lo suficientemente robustos y agudos como para romper las cáscaras endurecidas de las semillas. Algunos agarran las semillas que han caído al suelo; otros las toman directamente de las plantas.

Néctar:
Las aves nectarívoras basan la mayor parte de su dieta en el néctar de las flores, a las que polinizan mientras obtienen su alimento de las plantas. Su pico es generalmente largo, delgado y algo curvado; poseen además una lengua larga y tubular cuyo extremo a veces termina en una especie de cepillo, adaptación que les permite succionar el dulce néctar.

Los nectarívoros más conocidos son las más de 330 especies de colibríes; ellos se guían por los colores para encontrar las flores, las cuales suelen presentar pétalos rojos, amarillos y anaranjados. Pero también complementan su dieta con insectos u otros artrópodos para obtener proteínas; algunos también consumen polen, frutos y semillas.

Invertebrados:
Según el tamaño y el tipo de presa que persiguen varían su comportamiento y las características del pico, aunque éste generalmente es puntiagudo o con un ganchito en el extremo, para agarrar mejor los insectos.

Algunas estrategias para cazar insectos son atraparlos al vuelo, sondear y taladrar en la corteza de los árboles, rebuscar en la vegetación, y seguir a otros animales que los espantan a su paso. Durante todo el año, los trópicos cuentan con una abundante reserva de esta fuente de alimento rica en proteínas, aunque tienden a prosperar al inicio de la estación lluviosa.

Frutos:
La relación entre aves frugívoras y plantas puede catalogarse como un buen negocio para las dos partes. Las plantas les dan frutos ricos en carbohidratos (energía) y las aves les hacen el “favor” de dispersar sus semillas a sitios donde nuevas plantas podrán crecer.

Entre las aves existen algunos métodos para obtener los frutos. El primero es volar hasta el fruto, tomarlo mientras se está en el aire y regresar a una rama para comérselo; este método se realiza en forma más eficiente cuando se dispone de un pico largo y aplanado y una abertura bucal grande. Otro método consiste en mantenerse perchado en la rama y tomar el fruto con el pico a cierta distancia.

Carne:
Las aves carnívoras se alimentan de otros vertebrados. Representan una “pesadilla” para muchos animales (peces, anfibios, reptiles, mamíferos y aves), ya que pueden aparecer inesperadamente y levantar a su presa por los aires. En general son aves de tamaño mediano a grande, con picos muy fuertes capaces de quebrar huesos y aplastar las cubiertas de insectos muy grandes.

Entre las carnívoras más conocidas están las rapaces o aves de presa. Cuentan con poderosas garras, picos fuertes y afilados con puntas para desgarrar la carne, ojos de excelente visión y un agudo sentido del oído. A este grupo pertenecen los órdenes Falconiformes (águilas, gavilanes y halcones) y Strigiformes (lechuzas ratoneras y búhos).

Fuente: Semillero de investigación Fénix

Deja tu comentario!